Necesitamos una revolución educativa

21

¿Nos prepara nuestra educación formal para atender con efectividad los desafíos más exigentes que nos presenta la vida en general y el trabajo en particular? Cuando repaso mi propia historia y experiencia, encuentro una respuesta: no. Para avanzar en esta reflexión copio una parte del artículo de Virginio Gallardo Yebra publicado en su blog Supervivencia Directiva y que, si te interesa, podrá leer completo aquí.

“Es extraño como utilizamos nuestro tiempo en la vida y en las organizaciones.

Durante años y años en nuestra infancia y adolescencia hemos sido duramente entrenados para no cometer faltas de ortografía, resolver funciones matemáticas,…

Durante años y años, más tarde, en la Universidad mediante carreras, y cada vez más frecuentemente mediante Master y otros cursos de postgrado, nos enseñan una especialización técnica profesional,…

Entramos a trabajar cómo especialistas, y habitualmente después de años haber demostrado ser excelentes en nuestra pericia técnica,… Un día a algunos se les dice: “tú ya no eres un técnico, eres un directivo y  te damos la misión más compleja que tendrás en tu vida: gestionas personas”. Para ello se les da un curso de 8 horas,…  ¿Algo está fallando?

Un problema de fondo: nuestra educación no enseña lo importante

Desde que Mclleland, el padre de las Competencias Directivas, dijera que lo que distingue a los mejores no son sus conocimientos, sino sus competencias, han pasado más de 40 años. Casi medio siglo,… en un mundo que decimos que va a una velocidad vertiginosa…  Desde que Daniel Goleman se hiciera popular por decir aquello de que la inteligencia que contaba para el éxito no era la Inteligencia general sino Inteligencia Emocional han pasado más de 15 años.

En la escuela, en la universidad, en nuestras instituciones educativas, estos mensajes han tenido un impacto poco relevante, aparecen como maquillaje, como enunciados a veces con enorme ruido como es el caso de la reforma propuesta en el Proceso de Bolonia. Aparecen como propósitos que no acaban realmente de materializarse.

La realidad es que por alguna extraña e incomprensible razón a los alumnos se les priva de aquellas materias que les garantizarían [o al menos, que mayor valor aportarían] el éxito en su vida profesional (y no profesional): presentación eficaz, negociación, trabajo en equipo, empatía y escucha activa, flexibilidad interpersonal y, especialmente, liderazgo,… Empleamos nuestro tiempo en otros menesteres aparentemente menos rentables.”

Por mi parte, creo que las competencias técnicas son necesarias, pero que las que marcan la diferencia son las competencias genéricas vinculadas al aprendizaje, la comunicación, las emociones, la expansión de la conciencia, la coordinación, el manejo del conflicto, la innovación …

Creo que necesitamos un revolución educativa, pues sino (y como afirma Eric Hoffer) se agudizará esta situación en la que nos encontramos perfectamente equipados para tratar con un mundo que ya ha dejado de existir.

¿Qué pensás al respecto?

Por Andrés Ubierna

Share
  • Pingback: Bitacoras.com

  • Florencia

    Me pareció interesante al ver y leer este posteo, compartir un link http://www.educacionprohibida.org.ar/ allí hay un par de traillers sobre el tema educación, que me parecieron interesantes en el enfoque que dan.
    Recomiendo ojear la página un poco, ya que deja muchas temas abiaertos a repensar.
    Un saludo grande.

    • Silvia

      Hace tiempo que vengo trabajando en este tema y si bien en general coincido con la mirada sobre la educacón, creo que es interesante pensar que hay algunas cuestiones que, necesariamente, deben ser responsabilidad de quienes forman a sus trabajadores.

      Te cuento que estoy estudiando una nueva forma de encarar la educación, que he dado en llamar Pedagogía Sustentable.

      Desde nuestra perspectiva, la Pedagogía Sustentable se basa en:

      1. Desarrollar a personas en relación:

      • Consigo mismas
      • Con otras personas
      • Con el mundo, en su totalidad

      El tomar verdadera dimensión de que formamos parte de un sistema integrado vincular, nos permitirá encontrar equilibrio en nuestras acciones y actividades.

      2. Desarrollar una comprensión filosófica del ser. Encontrar en el análisis filosófico del ser demanda, necesariamente el vínculo con nuestra capacidad reflexiva, de allí que habilita la posibilidad de crear un ser integro, reflexivo y capaz de comprender diferencias de criterio y acción.

      3. Desarrollar el cuidado del cuerpo e incorporarlo en la práctica cotidiana. Nuestras sociedades han olvidado la integridad que implica una persona y resigna el cuidado del cuerpo a lugares tangenciales o sólo para aquellos que lo encuentran “apetecible”. El desafío es encontrar la manera de desarrollar armónicamente todas las instancias que componen el ser, sin soslayar el cuidado del cuerpo como base fundamental del equilibrio que todo ser humano necesita para desarrollarse.

      Se trata de salir de los modelos tradicionales y encontrar nuevas prácticas que lleven a disfrutar el cuidado del cuerpo, sin vivenciarlo como una obligación instaurada.

      4. Enseñar a aprender. Mucho se ha escrito en pos de cuál es “el juego de palabras” que mejor desarrolla al ser humano. Desde nuestra perspectiva, la capacidad de aprender es innata al ser humano, pero debido a las diversas intermediaciones culturales, a medida que crecemos, vamos perdiendo el valor del “no saber” y caemos en el modelo de “completud” que supuestamente el adulto debe tener.

      5. Lograr el disfrute de:

      • Las manifestaciones naturales, como experiencia de vinculación con el medio.

      • La propia producción humana en dos áreas de manifestación:
      La tecnología
      El arte

      Acompañando estos principios, entendemos que quienes participen de las diversas instancias propuestas, deberán adquirir herramientas vinculadas a dos núcleos temáticos que, muchas veces, quedan fuera del alcance de las diversas ofertas de formación:

      1. Manejo de recursos. Es indispensable trabajar el concepto de manejo de recursos de todo tipo, para poder disponer de proyectos que puedan integrar mejor las diversas opciones disponibles. Desde nuestra experiencia se deja de lado en los circuitos de formación tradicional, restringiendo su enseñanza a programas de posgrados.

      Necesitamos personas que sepan manejar recursos físicos, económicos, humanos, etc. El integrar este núcleo temático nos permitirá fortalecer, durante el mismo proceso de aprendizaje, los proyectos futuros.

      2. Gestión integral de proyectos. El sistema educativo se caracteriza por “particionar” no sólo los procesos de aprendizaje (lo que podría estar justificado por la necesidad de simplificar el aprendizaje), sino todo lo vinculado a la gestión del sistema. Esto trae como inconveniente que muchas veces, las personas que trabajan en él, pierden la lógica integral, desvirtuando los elementos del propio sistema.

      Nos proponemos con la incorporación de este núcleo temático, proveer herramientas y recursos para poder visualizar cada proyecto en su integridad, pudiendo definir líneas de acción concurrentes, teniendo en cuenta el entorno y recursos disponibles.

      3. Dimensión socio – geográfico – espacial. El sistema educativo ha desarrollado propuestas escindidas del vínculo directo con el medio que lo circunda. A partir del trabajo en este núcleo temático, se ofrecerán herramientas y contenidos vinculados a la comprensión acabada del entorno directo.

      Perdon por lo largo, pero estoy segura que te interesara saber que estamos en plena creación de un nodo de formacion docente bajo esta propuesta y que estoy buscando “socios” para esta idea – emprendimiento.

      • http://puertomanagers.com Andres Ubierna

        Alucinante! Me encanta el modelo y saber que existen personas como vos que están poniéndo energía a desarrollar este enfoque. Pls mantengamos el contacto y si crees que puedo sumar en algo, hacémelo saber.
        Gracias!

      • http://twitter.com/dgorgni daniela gorgni

        Silvia muy interesante la propuesta, me gustaría seguir el desarrollo y estar al tanto. Un abrazo. 

    • http://puertomanagers.com Andres Ubierna

      Qué interesante sincronicidad! La semana pasada estuve mirando el material, que recomiendo de corazón y de mente investigar, de este site que proponés Florencia. Una señal para prestarle atención.
      Muchas gracias!

  • Marcelo

    Me resulto muy interesante el articulo, y reafirmó mi idea de enviar a mis hijos ( 8 y 15 años ) a actividades extracurriculares donde puedan recibir capacitacion no-formal basada en valores. En mi caso , para ellos elegí un grupo Scout. En estas actividades y a traves de “juegos orientados a un objetivo” y de “aprender haciendo” generan iniciativas de liderazgo, resolviendo problemas de la vida al aire libre.

    Volvia a leer el parrafo donde menciona …. “La realidad es que por alguna extraña e incomprensible razón a los alumnos se les priva de aquellas materias que les garantizarían [o al menos, que mayor valor aportarían] el éxito en su vida profesional (y no profesional): presentación eficaz, negociación, trabajo en equipo, empatía y escucha activa, flexibilidad interpersonal y, especialmente, liderazgo,… Empleamos nuestro tiempo en otros menesteres aparentemente menos rentables.” ……..y volví a alegrarme de estar invirtiendo junto con ellos los sabados por la tarde en esta actividad.

    Estoy seguro que hay otras organizaciones con fines similaes…ej ramas juveniles de Club Rotarios o de Leones.

    • http://puertomanagers.com Andres Ubierna

      Muchas gracias Marcelo por este aporte concreto que apunta a atender el déficit con estrategias prácticas complementarias.

  • http://www.fractalteams.com Michel Henric-Coll

    La cuestión es de saber cual es la misión de las escuelas, si educar y preparar a los alumnos a desarrollarse como personas, o si ser centros de formación profesional destinados a proveer a las empresas de un tipo de mano de obra determinado.

    Lo cual nos remite a una pregunta de mayor nivel: ¿qué mundo esperamos que tengan mañana, si un mundo humanista o un mundo mecanicista?

    En cuanto a que preparamos a los niños para un mundo que habrá dejado de existir, tal vez debamos preguntarnos en qué mundo vivirán mañana los niños de hoy, ¿en el que nostros habremos creado para ellos, o bien en el que ellos mismos serán capaces de crear?

    Porque en el primero de los casos, las escuelas tienen que ser centros de moldear a los alumnos, para que se acoplen al molde que las generaciones anteriores habrán inventado para ellos. Y en el segundo caso, serán lugares para que desarrollen la capacidad de autonomía, de creatividad y de pensar en términos de filosofía social.

    En el primer caso nos consideramos nosotros mismos como los Creadores, en el segundo, les otorgamos la libertad y preparación para crear su propio mundo.

    • http://puertomanagers.com Andres Ubierna

      Super interesante tu planteo, con esas preguntas y decisiones fundamentales… gracias! La pregunta que me hago es dónde se está llevando a cabo esta conversación estructural que plantean tus preguntas? Cómo vehiculizarla? A quienes invitarías a tener ese diáologo?
      Un abrazo!
      PD: En breve estaré publicando un par de artículos sobre tus libros.

  • Jorge Plasencia I.

    En la mayoría de las escuelas, particularmente en las privadas, se han empeñado a difundir materias tradicionales con poca velocidad en la actualización en sus contenidos. Veo un gran esfuerzo dingno, aunque insuficiente, en la mejora de los métodos de enseñanza, que desde mi personal punto de vista, van mas orientados a la entrega del conocimiento que a la verdadera formación y transformación de la persona. Los padres de familia tenemos una gran responsabilidad sobre ésto. Ya que nos desgastamos solamente en proveer recursos suficientes para cubrir los gastos que implican las colegiaturas, etc., y renunciamos a la gran oportuniodad de fortalecer los “valores” que aseguren a nuestros hijos a esforzarse a trabajar para conseguir el éxito a que tienen derecho.
    Cláro que necesitamos una tranformación, revolucionado todos los elementos que confluyen en la educación. El negocio de la industria de la educación está perdiendo “FOCO” sobre su vocación por las grandes ganancias y utilidades que ésta genera.
    Este tema es inspirador y comprometedor para propiciar la reflexión y a partir de ésta, tomar la acción que verdaderamente requerimos para mejorar nuestro fututro.

    • http://puertomanagers.com Andres Ubierna

      Gracias Jorge por compartir esta mirada del tema! Realmente valoro tus ideas.

  • Gema López Baena

    La Fundación Botín ha anunciado su intención de crear una Red de Centros de Educación Responsable en Cantabria, cuya finalidad será trabajar las emociones y facilitar el desarrollo de la creatividad en las aulas.

    La decisión se toma después de comprobar el éxito de los resultados obtenidos en un proyecto experimental sobre la aplicación de la educación emocional en las aulas. Para el director general de la Fundación Botín, Iñigo Sáenz de Mera, estos resultados confirman las teorías que venían relacionando la inteligencia emocional y social con la mejora de la calidad educativa. Por esto, la Fundación tiene la intención de extender progresivamente este proyecto experimental al resto de centros con los que la institución trabaja en Cantabria, hasta formar una Red de Centros de Educación Responsable

  • http://www.comunicacionparapymes.wordpress.com Ignacio Jaén

    Quizá este vídeo ilustre también el debate. Es un poco largo pero es una delicia y el mensaje es muy bueno.

    http://www.youtube.com/watch?v=Z78aaeJR8no

    Un saludo
    Ignacio Jaén

  • http://www.comunicacionparapymes.wordpress.com Ignacio Jaén

    Buenas
    Este vídeo puede ilustrar muy bien el debate. Es largo, pero es una delicia su estética y su mensaje.

    http://www.youtube.com/watch?v=Z78aaeJR8no

    Un saludo
    Ignacio

  • Luis Felipe Ramírez

    Interesante lo que escribió Silvia, me interesa comunicarme con ella, favor pasarle mis datos

  • Andres Soirfman

    me gusto el articulo, coincido que la escuelas en los distintos niveles no nos preparan para la vida fuera de ellas.

  • http://twitter.com/Sergio_Gabriel SGC

    Yo no creo en las universidades. Prefiero leer, mantener mi grupo semanal de debate filosófico y seguir mis schedules de auto-estudio que asistir a un lugar donde sólo me enseñan a ser un esclavo de la industrialización. 

  • Carlos Alegre

    Perdón que intervenga en temas tan complejos como la educación. Creo que los años me permiten ciertas licencias.
    He oído mencionar temas como Competencias, Habilidades, Destrezas, Hábitos…., he visto y, lo que es peor, he aplicado, largas listas con enunciados y valoraciones.
    Hoy me permito ser pragmático. Necesitamos en primer lugar la adquisición hábitos elementales; de esos que se aprenden en el seno familiar: rutinas, horarios, orden, respeto, cordialidad, lealtad… Supongo que esto no se incluye en lo programas formales.
    Por otro lado, creo todos hubiéramos querido ser más versátiles; para eso, necesitamos una educación que nos ayude a pensar. Lo que tenemos al alcance de la mano es una buena formación matemática, al menos así, nos evalúen globalmente. Es como el correr para el deportista, no tiene un fin en sí mimo sino que es instrumental. Los idiomas y el estudio de las ciencias, también ayudan en este aspecto a utilizar la cabeza.
    Pero, no somos seres que trabajan solos, de ahí la necesidad de fomentar la buena comunicación. No hay como las letras para aprender esto. Leer libros, enfocarse por tiempos largos en temas, pueden ayudar aumentar el vocabulario y a pensar de forma coherente. A la par que evita tanta dispersión.
    También creo que es necesario saber trabajar con otros; no podremos hacer una empresa, un país o una organización por nosotros mismos, necesitamos confiar en otros. De ahí que la práctica de deportes grupales o de otras actividades de este tipo sea importante para la educación.
    Por otro lado, necesitamos ser autónomos, responder por nuestros propios actos sin escudarnos en anonimato de un grupo, por eso pienso que es bueno que desde pequeños nos pongan metas y que más tarde nos las pongamos nosotros mismos. Cuando se funciona por objetivos, aunque sea para ganar una medalla en un deporte, bajar un tiempo competitivo, un premio educativo, se fomenta el trabajo creativo, motivador imprescindible de cualquier persona. El objetivo a lograr, ayuda a llevar la rutina que implica el proceso.
    No me detendría en mayores cosas. Volver a las bases es importante.

  • Elena

    A propósito:
    “Escuela de descalzos por Bunker RoyEn Rajastán, en la India, una escuela extraordinaria prepara a mujeres y hombres del campo –muchos de ellos analfabetos– para que lleguen a ser ingenieros solares, artesanos, dentistas y médicos en sus propias aldeas. Se llama Barefoot College (Escuela de descalzos) y su fundador, Bunker Roy, explica cómo funciona.”http://youtu.be/IbqPfIhCuXI

SEO Powered by Platinum SEO from Techblissonline