Cómo cambian las personas cuando llegan a tener poder

7

¿Cómo cambian las personas cuando acceden a posiciones de mayor poder formal? Algunos muestran comportamientos diametralmente opuestos, en lo que a valores se refiere, a los que tenían mientras el supuesto poder no les había sido otorgado.

A partir de la lectura de un artículo de José Luis del Campo Villares (que podés leer aquí) paso a enumerar/parafrasear solo unos pocos síntomas de este fenómeno, al que me voy a llamar la seducción del poder, con la esperanza de que el lector haga su aporte engrosando la lista.

  1. Amnesia de corto plazo: No se acuerdan de lo que eran hace unos días, llegando algunos a renegar de su existencia anterior.
  2. Menosprecio por sus anteriores colegas: Convierten a los compañeros, que antes compartían su mismo nivel jerárquico, en una especie de clase inferior con la que no conviene mezclarse.
  3. Imposibilidad de autocrítica: Creen que llegaron a ese nivel porque su conocimiento es superior al de aquellos que están en niveles “inferiores” de poder. Algunos se comportan como si fueran infalibles, e invalidan a todo aquel que proponga un cambio con el propósito de mejorar.
  4. Engordamiento del ego: Identifican poder y tener, con ser. Se dicen a si mismos: “Si tengo más poder que vos, entonces soy mejor que vos”.
  5. Polarización: Suelen creer que quienes piensan distinto son enemigos, y algunos llegan incluso a asignar una intención a la diferencia de ideas: “me envidian”, “me quieren dañar”, “buscan desestabilizarme”.

Cierro con esta frase de Abraham Maslow:

En manos de un ser humano sabio y maduro, el poder es una gran bendición. Pero en manos de un inmaduro, débil o emocionalmente enfermo, el poder es un peligro tremendo.

¿Viviste alguna situación de lo que trato de reflejar en este posteo? ¿Cómo la manejaste? ¿Cómo hacer para ser un buen jefe de tus anteriores pares?

Por Andrés Ubierna

Share
  • Pingback: Bitacoras.com

  • Carlos Lopez

    “El poder es la medida del hombre”
    Plutarco

    Esta frase la leí cuando era un gerente recién ascendido y siempre la tuve muy presente.

    Si se quiere conocer verdaderamente a una persona, vean sus actos en una posición de poder. Sobre todo cuando, sin importar lo que hagan, las consecuencias no recaerán sobre ellos.

    Emperadores romanos con el mismo poder casi absoluto son recordados de forma muy diferente en la historia: Nerón o Calígula versus Augusto o Marco Aurelio (sobre todo este último).

    Todos tenían el mismo poder de hacer absolutamente lo que quisieran. Lo que hicieron en esa posición mide el calibre de los distintos tipos de personas que fueron

  • http://www.manuelgranada.com Manuel Granada

    Todos conocemos casos reales de “confusión” entre poder y autoridad. De todas maneras, creo que en la coyuntura actual, las Organizaciones con “necesidad” real de estar presentes en el Mercado (excluyo a las que únicamente quieren subsistir), deben tener muy claro a quíen, porqué y que objetivos le marcan a las personas que promocionan.
    Como simpre, creo que el “error” no está en la persona promocionada, sino en sus Jefes, los cuales no le dan indicaciones claras o bien se equivocan en la elección, o simplemente quieren un “tapón” para bloquear las quejas de la base, etc…..
    Un saludo y gracias por el post (voy a releer a Maslow cuando pueda).

  • Osvaldo Américo

    Muchas veces, en esta categoría, tenemos a empleados “rebeldes”, que critican continuamente a sus jefes. Y luego llegan a Jefes. ¿ qué hacen ? Se quejan de sus empleados, que son incompetentes, que le han hecho cometer infinidad de errores, etc. Quiero citar aquella frase que dice: “trata bien a las personas, cuando vayas ascendiendo. Que las puedes encontrar, cuando vayas descendiendo”.

    • http://puertomanagers.com Andres Ubierna

      Gracias Osvaldo! Muy buena la frase… mi versión sería: “Trata siempre a las personas como ellas quieren ser tratadas… ten esto presente especialmente cuando la vida te sonría, y cuando no lo haga, mirate al espejo y allí verás a alguien a quien admiras.” Un fuerte abrazo!

  • Dgorgni

    Pero indudablemente, la forma más penosa de uso del poder en los aspectos humanos y económicos es en los divorcios, donde el ser de la otra persona irrumpe tras una bambalina de suposiciones de quien es el otro y una parafernaria de frases hechas y retórica. Más alla del monto de dinero en cuestión o personas involucradas: el ego irrumpe tras el poder económico y de control de la situación afectiva. Es más desolador que estar en el sahara sin agua!

  • Eduardo

    Sin dudas, hoy respondería muy diferente a situaciones de poder que me ofrecían mis cargos gerenciales del pasado. Porque crecí.

    Un aforismo de José Narosky decía: “El dinero no cambia a las personas, las muestra”. Creo que es aplicable al poder también. Lo que realmente se muestra de las personas en los cargos de poder es su sabiduría y habilidad consciente para responder. Volvemos al mismo punto nuevamente, expandiendo la conciencia del Ser, ya no buscamos ni dinero, ni fama ni poder sobre otros. Con conciencias más sabias, aún en lugares de poder sobre otros, lo que se busca es manifestar la potencialidad propia y de las personas a cargo, abriéndole la puerta al ser-vicio, el aprendizaje, la evolución, y la dicha. En definitiva, las mismas herramientas de gestión en un cargo de poder, producen resultados significativamente diferentes si la conciencia del usuario de las herramientas es más sabia y madura. Saludos Andy!!! 

SEO Powered by Platinum SEO from Techblissonline